SEMANA SANTA. TRADICIÓN PRE-CRISTIANA.

reina-de-orosReina de oros. Símbolo de supervivencia y fertilidad.

He encontado un articulo sobre el origen de la Semana Santa. Esta bien saber de donde vienen nuestras tradiciones. Así tenemos la posibilidad de darnos cuenta de que todo es cambiante. Muchas veces el paso del tiempo hace perder el sentido primigenio de las cosas.

Peggy Jones.Funk & Wagnells New Enciclopedia 1988 Edition.(Extracto).

La “Pascua”, es una fiesta cristiana, que encarna muchas tradiciones pre-cristianas. El origen de su nombre es desconocido. Los eruditos, sin embargo, aceptando la derivación propuesta por el erudito inglés del siglo octavo, San Bede, creen que proviene de Eastre*, el nombre anglosajón para el dios teutónico de la primavera y la fertilidad, a quien estaba dedicado el mes de Abril. Su fiesta se celebraba el día del equinoccio de invierno; las tradiciones asociadas con la fiesta sobreviven en el conejillo de “Pascua”, un símbolo de la fertilidad, con los coloridos huevos de “Pascua”, pintados originalmente con colores vivos para representar la luz del sol de la primavera, y usados en los concursos rodantes del huevo de “Pascua”, o dados como regalos.

*(Hay versiones que hablan de Eostre diosa de la primavera y la fertilidad)

Dichas fiestas, así como las historias y leyendas que explican su origen, eran comunes en las religiones antiguas. Una leyenda griega habla del regreso de Perséfone, hija de Deméter, diosa de la tierra, de los infiernos a la luz del día; su retorno simbolizaba para los griegos antiguos la resurrección de la vida en la primavera después de la desolación del invierno. Muchos pueblos antiguos compartían leyendas similares. Los Frigios creían que su poderosa deidad se iba a dormir durante el solsticio de invierno, y llevaban a cabo ceremonias con música y danza en el equinoccio de primavera para despertarle. La fiesta cristiana de la “Pascua” probablemente encarna un número de tradiciones convergentes; la mayoría de los eruditos hacen énfasis en la relación original de la “Pascua” a la fiesta judía de Pascua, o Pésaj, de la cual se deriva Pasch, que es otro nombre para la Pascua. Los primeros cristianos, que muchos de ellos eran de origen judío, crecieron en la tradición hebrea y consideraron la Pascua como una nueva figura de la fiesta de Pésaj, una conmemoración del adviento del Mesías profetizado por los profetas.

LA FECHA DE LA “PASCUA”

De acuerdo con el Nuevo Testamento, Cristo fue crucificado en la víspera de la Pascua, y poco después resucitó de entre los muertos. En consecuencia, la fiesta de “Pascua” conmemoraba la resurrección de Cristo. Con el tiempo, serias diferencias sobre la fecha de la fiesta de la “Pascua” surgieron entre los cristianos. Los que eran de origen judío celebraban la resurrección inmediatamente después de la Pascua, o Pésaj, que de acuerdo a su calendario lunar de Babilonia, caía en la tarde de la luna llena (el día 14 de Nisán, el primer mes del año); Según su cálculo, la Pascua, de año en año, caía en días diferentes de la semana.

Los cristianos de origen gentil, sin embargo, deseaban conmemorar la resurrección en el primer día de la semana, el domingo; Según su método, la “Pascua” ocurría en el mismo día de la semana, pero de año en año, caía en fechas diferentes.

Un resultado importante histórico del cálculo de la fecha era el de las iglesias cristianas del Oriente, que estaban más cerca del nacimiento de la nueva religión, y en la cual las tradiciones antiguas tenían mucha fuerza, que observaban la “Pascua” de acuerdo a la fiesta de la Pascua. Las iglesias cristianas del Occidente, descendientes de la civilización grecorromana, celebraban la “Pascua” en domingo.

REGLAS DEL CONCILIO DE NICEA SOBRE LA FECHA DE LA “PASCUA”

Constantino I, el emperador romano, convocó el Concilio de Nicea en el año 325. El Concilio decretó unánimemente que la fiesta de “Pascua” debería celebrarse por todo el mundo cristiano, en el primer domingo después de la luna llena que seguía al equinoccio de invierno; y eso si la luna llena ocurría en domingo, y de ese modo, coincidía con la fiesta de “Pascua” -Easter-  La “Pascua”, debía de ser conmemorada en el domingo siguiente. La coincidencia entre la fiesta de la “Pascua”, Easter, y la Pascua, Pésaj, se evitó así.

El Concilio de Nicea decidió también que la fecha del calendario de la “Pascua” debía ser calculado en Alejandría, el principal centro astronómico del mundo, por aquel entonces. Sin embargo, la determinación de la fecha precisa parecía una tarea imposible, a la vista del limitado conocimiento del mundo del cuarto siglo. El principal problema astronómico envuelto era la discrepancia, llamada la epacta, entre el año solar y el año lunar. El principal problema del calendario era una discrepancia ascendente entre el verdadero año astronómico, y el calendario Juliano vigente en ese momento.

MÉTODOS POSTERIORES PARA ESTABLECER LA FECHA

Los caminos para la fijación de la fecha de la fiesta intentados por la iglesia fueron insatisfactorios, y la “Pascua” era celebrada en diferentes fechas en diferentes partes del mundo. En el 387, por ejemplo, las fechas para la “Pascua” en Francia y Egipto, se diferenciaban en 35 días. Por el 465, la iglesia adoptó un sistema de cálculo propuesto por el astrónomo Victorino (siglo V), que había sido comisionado por el Papa Hilario (461-468) para reformar el calendario y fijar la fecha de la “Pascua”. Algunos elementos de su método son vigentes en la actualidad. El rechazo de las iglesias británica y celta para adoptar los cambios propuestos les llevó a una amarga disputa entre ellos y Roma, en el siglo séptimo.

La reforma del calendario Juliano en 1582 por el Papa Gregorio XIII, por medio de la adopción del calendario Gregoriano, eliminó mucha de la dificultad en la fijación de la fecha de la “Pascua”, y para arreglar el año eclesiástico; desde 1752, cuando el calendario Gregoriano también adoptado en el Reino Unido e Irlanda, la “Pascua” ha sido celebrada en el mismo día en la parte Occidental del mundo cristiano. Las iglesias Orientales, sin embargo, las que no adoptaron el calendario Gregoriano, conmemoran la “Pascua” en un domingo, o bien antes o después de la fecha observada en Occidente. De vez en cuando coinciden las fechas; las últimas fueron en 1865 y en 1963.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s